Informe McKinsey I: La calidad de los docentes

La calidad de un sistema educativo tiene como techo la calidad de sus docentes

Los sistemas educativos con más alto desempeño atraen en forma constante gente más capacitada a la carrera docente. Y esto se logra por medio de un ingreso a la capacitación docente altamente selectivo, procesos efectivos de selección de los aspirantes más apropiados y buenos salarios iniciales (aunque no extraordinarios). Con estas premisas se eleva el estatus de la profesión, lo que facilita la atracción de candidatos aún mejores. La experiencia docente aumenta dramáticamente durante los primeros cinco años de actividad.

Los sistemas con más alto desempeño reclutan a sus docentes en el primer tercio de cada promoción de graduados de sus sistemas educativos. (El primer 5% en Corea del Sur, el 10% superior en Finlandia)

Cultura, política y el estatus de la docencia

El éxito para la atracción (o falta) de docentes suele provenir, atribuyen las autoridades,  de variables que escapan de su control; tales como historia, cultura y el estatus de la profesión docente. Aunque las mismas políticas educativas suelen funcionar más allá del contexto cultural en el que se apliquen. Casi en todo el mundo, los principales sistemas educativos hacen dos cosas:

  • Desarrollar mecanismos eficientes para seleccionar a los docentes que recibirán capacitación
  • Pagar buenos salarios iniciales.

Éstas mismas características están por lo general ausentes en los sistemas con bajo desempeño.

Mecanismos de admisión de postulantes para capacitación docente

Los mejores sistemas reconocen que una mala decisión en la selección de postulantes para capacitación docente puede derivar hasta en 40 años de mala enseñanza. Así que exigen un cierto número de características susceptibles de identificación, antes de ejercer la profesión: un alto nivel general de lengua y aritmética, fuertes capacidades interpersonales y de comunicación, y el deseo de aprender y motivación para enseñar.

Imagen 5

Imagen 6

Los sistemas educativos cuentan con dos opciones para seleccionar docentes:

  • Opción 1: Se seleccionan los candidatos antes de que den comienzo a su capacitación docente y limita los cupos del programa de capacitación a los seleccionados
  • Opción 2: Deja el proceso de selección para despues de que los potenciales docentes se hayan graduado del profesorado y luego selecciona a los mejores candidatos para ejercer la docencia.

Mientras casi todos los sistemas educativos mundiales utilizan el segundo modelo, la mayoría de los sistemas con alto desempeño han optado por variantes del primer modelo.

Imagen 7

El hecho de que haya una sobreoferta existente de los graduados de los programas de capacitación provoca que luego haya dificultades para conseguir puestos de trabajo, y por lo tanto hace el programa menos atractivo para los estudiantes más capacitados, y en tales condiciones ésta opción se convirtió en la que hacian los que tenian pocas oportunidades para dedicarse a otras áreas. Y cuando la calidad de los estudiantes comienza a descender, también lo hace la de los propios cursos. Y si se eligiera solo a la cantidad de gente requerida, podría haberse dedicado hasta el triple de tiempo a capacitar a cada estudiante. Por eso la opción 2 tiende a convertir el profesorado en un programa de bajo estatus, lo que a la vez convierte a la docencia en una profesión de bajo estatus.
Lo cual sucede a la inversa en la opción uno. Provocando así que los cursos sean altamente selectivos y sus graduados tengan muy alta probabilidades de conseguir empleo como docentes, asegurando la atracción, estatus y calidad de los cursos.

El ingreso selectivo.

El ingreso selectivo tiene muchas ventajas. En lineas generales los sistemas educativos utilizan tres mecanismos diferentes para hacer más selectivo el ingreso a los profesorados y equilibrar la oferta de capacitación docente con la demanda laboral.

  1. Procesos de reclutamiento unificados. Se controlan a nivel nacional en parte o la totalidad de las etapas.
  2. Control de vacantes mediante financiamiento: Al reducir la financiación, las universidades imponen sus propios métodos de selección para la capacitación.
  3. Caminos alternativos:

Imagen 8

Buen salario inicial

Todos los sistemas con alto desepeño pagan salarios iniciales iguales o superiores al promedio de la OCDE con relación al PBI per cápita de sus respectivos países, y lo más interesante es que el rango de los salarios iniciales ofrecido por los mejores sistemas es muy estrecho, entre el 95 i el 99% (del PIB).
Por supuesto que un buen salario no es necesariamente la principal o la única motivación. Si bien aumentar los salarios en consonancia con otras actividades es importante, llevarlos por encima del promedio del mercado de graduados no conduce a aumentos futuros sustanciales en la calidad o cantidad de aspirantes.
El hecho de pagar salarios iniciales altos pone una fuerte carga financiera en cabeza del sistema educativo. Para equilibrar el cosoto de pagar salario iniciales más altos existen tres estrategias:

  1. mayor gasto
  2. anticipo de la retribución; los salarios iniciales son buenos, pero los aumentos posteriores son menores; así, al ofrecer buenos salarios iniciales se atrae a los candidatos más aptos, y los docentes no comprometidos con su labor acabaran por abandonar sus puestos, porque sus salarios retroceden en comparación con los de otros profesionales
  3. aumento de la cantidad de alumnos: Corea del Sur y Singapur emplean menos docentes que otros alumnos, argumentando que influye más la calidad del docente que el número de alumnos por clase. De esta manera Corea del Sur puede pagar el doble de salario manteniendo el mismo nivel de financiamiento, al mismo tiempo que se pueden permitir ser mucho más selectivos en la elección de docentes.

La importancia del estatus docente

En todos los sistemas, la capacidad del sistema educativo para atraer a las personas más capacitadas a la docencia tiene estrecha relación con el estatus de la profesión. Y éste puede ser impulsado por la política a través de varios enfoques principales

  • Creación de marcas; que se perciben como orientadas a grupos de élipte
  • Estrategias unificadas: organizando estrategias de marketing cuidadosamente elaboradas.
  • Énfasis en desarrollo: exigiendo títulos de posgrado, o garantizando el rigor académico de los cursos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.